Un pensamiento en “y recordad amiguitos,

  1. Pingback: diario de un tipo entrañable » el piso torcido: la mudanza

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *